Cámara nueva, diseño clásico


Parece que la cámara plegable de formato medio que Fujifilm presentó hace unos meses era un proyecto conjunto con Cosina y debió tener buena aceptación, porque ya se ha anunciado su comercialización.

Cosina lo hace con la venerable marca Voigtlaender, que utiliza hace años para su serie de cámaras de telémetro, tambien diseños con un aire muy retro. La version de Fujifilm se venderá solo en el mercado japonés.

Esto de las marcas siempre me ha parecido bastante ridículo. Cosina es toda una potencia industrial que fabrica desde siempre cámaras y objetivos para grandes marcas. Hay gente que presume de sus objetivos Zeiss o Nikon y serian capaces de cualquier cosa para defender su reputación, sin saber que en realidad son diseños y piezas fabricadas por una humilde compañía cuyos productos nunca considerarían si se los vendieran con su propia marca. Asi que Cosina, para vender sus productos, se hace con una marca establecida en 1756 y todos contentos.

La cámara es muy interesante: plegable, ligera, produce negativos de formato medio en 6x6 o 6x7, indistintamente, y acepta película de 120 y 220. Tiene un fotómetro de silicio, exposición automática con prioridad de apertura o completamente manual y un telémetro con compensación de paralaje. O sea, coo una Zeiss Ikonta fabricada en los 40, pero nueva, con materiales modernos y óptica de última generación. No parece que sea lo que la gente mas demanda, pero estoy seguro de que hay un numero importante de fotógrafos que la compraran. No hay mas que ver el precio que alcanzan cámaras de este tipo que arrastran decadas de uso, la aparición de pequeños negocios dedicados a reconstruirlas, a adaptar antiguas Polaroid de este tipo al uso con pelicula de 120, o lo bien que se venden las Fuji 645 y las copias rusas (Iskra, etc.). Parece que su precio rondará los 1.000 euros, lo que sin ser un regalo, es mas que interesante.

1 comentario:

larraz dijo...

Me parece una auténtica maravilla

Related Posts with Thumbnails